Noticias

Sevilla

Córdoba

Antonio Alcalá, estudiante del Doble Grado en Educación Primaria Bilingüe y Educación Infantil Bilingüe.

Antonio Alcalá: «Realizar prácticas desde 2º supone más experiencia y mejor adaptación al mercado laboral»

Antonio Alcalá es estudiante del Doble Grado en Educación Primaria Bilingüe y Educación Infantil Bilingüe. Destaca la oportunidad de poder realizar prácticas en los centros educativos desde 2º “lo que supone más experiencia y mejor adaptación cuando toque salir al entorno laboral”. Sobre las clases presenciales virtuales puntualiza “han sido un sustituto eficiente que nos ha ayudado a mantener la comunicación con los docentes”.

Clases presenciales virtuales

“Las clases presenciales virtuales han sido un sustituto eficiente. Nos ha ayudado a mantener la comunicación con los docentes y nos han brindado la oportunidad de mantener algunos aspectos de la evaluación que habíamos acordado al principio del curso”, explica Antonio Alcalá. Además, opina que la Universidad “ha sabido cómo poner en marcha rápidamente este sistema de clases presenciales virtuales, informando a través de todas sus plataformas al profesorado y alumnado”.

Uno de los aspectos que más valora de su paso por Loyola, tanto en lo académico como en lo personal, son «los recursos a los que puedo acceder, que son útiles y atractivos para que en un futuro pueda recurrir a ellos por si lo necesito en mis clases».

«Durante mis prácticas he ido modelando mi forma de ser para poder adaptarme mejor y para estar cada vez un poco más cerca al tipo de profesor que aspiro a ser»

Prácticas en centros educativos desde segundo

Al preguntarle sobre qué le diría a alguien que quiera estudiar en Loyola «probablemente les hablaría acerca de la actitud y la atención que la plantilla de profesores tiene hacia sus alumnos, de la gran diversidad de dinámicas y actividades que se realizan a diario para no depender de las clases magistrales y de la oportunidad que se brinda de llevar a cabo las prácticas desde 2º de carrera, lo que supone más experiencia y mejor adaptación a los centros».

«Creo que mi experiencias en las dos últimas prácticas en los centros de Primaria e Infantil han sido enormemente enriquecedoras, tanto a nivel profesional como personal. Me han ayudado a cuestionar mis acciones y actitud con respecto a la profesión y a los alumnos, de tal forma que iba modelando mi forma de ser para poder adaptarme mejor y para estar cada vez un poco más cerca al tipo de profesor que aspiro a ser» explica Antonio Alcalá. Además, si tuviera que elegir uno de los aprendizajes que más le ha marcado «sería el de mantener una actitud que motive a los alumnos y que les transmita las ganas por aprender o participar».

Autor

Jaime Pastor

Periodista del Servicio de Comunicación y Relaciones Institucionales de la Universidad Loyola Andalucía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *