Neuromárketing: cómo aplicar la neurociencia a la comunicación y al márketing

Por el 4 abril 2016
La Universidad Loyola Andalucía ha celebrado un seminario sobre neurociencia aplicada al marketing y la comunicación.
Pie de foto +

El Departamento de Comunicación y Educación de la Universidad Loyola Andalucía ha celebrado el seminario de investigación ‘¿Comunicas o impactas? Neurociencia aplicada al marketing y la comunicación’.

Impartido por la CEO de Sociograph Neuromárketing, Elena Martín Guerra, el seminario ha tratado sobre la utilización de técnicas de neuromárketing a la hora de diseñar campañas publicitarias y argumentos de películas y series de televisión. “El éxito de una campaña viene del impacto que tenga, ¿y cómo medimos los impactos? Con el neuromarketing”, afirmó la ponente, Elena Martín.

¿En qué consisten las técnicas de neuromárketing?

La neurociencia cognitiva es una rama dentro de la neurociencia, que se fusiona con la psicología cognitiva y que estudia procesos cognitivos que intervienen en la toma de decisiones, en las emociones, y en la memoria. Desde Sociograph Neuromárketing, estudian científicamente la efectividad de la comunicación, estudiando el impacto que esta tiene en un target concreto. Esta técnica permite desarrollar estrategias de comunicación de forma más eficiente, gracias a los registros que obtienen mediante investigaciones de mercado. “Nosotros medimos la atención y la emoción mediante un brazalete con electrodos. Medimos las reacciones que tienen grupos de personas, y vemos qué impacta a la mayoría”, explicó Elena Martín. Los datos son muy fiables, ya que el factor grupo minimiza el error.

Aplicaciones de las técnicas

Los datos obtenidos tras la investigación de mercado permite diseñar campañas publicitarias; desarrollar argumentos de series y películas; escribir discursos políticos, o saber donde colocar un producto en una línea de compra. “Cuando analizamos una serie de televisión, vemos qué tramas generan más interés, qué personajes funcionan y cuales no…, para todo esto valen los datos que obtenemos con el neuromárketing”, afirmó. Y es que más del 80 % de las decisiones que tomamos son emocionales, por tanto si se quiere tener éxito con un producto, es importante saber qué emociones genera en tu público objetivo.

Francisco Javier Burrero

Francisco Javier Burrero

Periodista del Servicio de Comunicación y Relaciones Institucionales de la Universidad Loyola Andalucía. fjburrero@uloyola.es

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>