Proyecto nuevo Plan General de Contabilidad

En proyecto el nuevo Plan de Contabilidad General.

La tradición parecía dictar que cada 17 años tendríamos un nuevo Plan General de Contabilidad (PGC) desde el de 1973. No obstante, la dinámica internacional y la avalancha de cambios normativos han hecho que, tras 11 años de vigencia del PGC de 2007, nos encontremos a puertas de uno nuevo, que se encuentra en fase de Proyecto y que está a disposición de todos en la web del Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas .

No obstante, no nos debemos dejar llevar por las apariencias, ya que ese trayecto de 11 años no ha sido pacífico, dado que el PGC ha sufrido importantes cambios, interpretaciones y añadidos durante dicho periodo. A efectos de señalar los más relevantes, recordemos la reforma que sufre en 2010 y las resoluciones del ICAC de 2013 y 2015, que completaban de forma muy significativa las normas de valoración del activo no corriente no financiero, de las existencias y los deterioros, sin mencionar el gran número de consultas respondidas por el ICAC.

Nuevas normas y el Plan General de Contabilidad

La decisión del cambio, entre diversas razones, viene motivado principalmente por las reformas muy significativas que vienen del entorno internacional, concretamente, de las International Financial Reporting Standard (IFRS o NIIF en sus siglas en español).

Cambios que se substancian en una nueva norma sobre la determinación del valor razonable (la NIIF 13), una nueva sobre el reconocimiento de ingresos (la NIIF 15) y otra que renueva totalmente el tratamiento de los instrumentos financieros (la NIIF 9), teniendo en cuenta además que ya están publicados el nuevo marco conceptual para la información financiera y la nueva norma de arrendamientos (NIIF 16), que no se tienen en cuenta en el Proyecto de PGC.

La normativa mencionada está en debate desde hace años en las empresas que están obligadas a formular sus cuentas según NIIF (básicamente grupos de empresas cotizados) y en el mundo académico y de la auditoría, pero no así para la generalidad de empresas, las que damos en llamar PYMES.

Este cambio va a producir un nuevo estrés de adaptación en todas las empresas del país, con incremento de costes en la preparación de la información financiera, si bien en un primer análisis tal vez la incidencia no vaya a ser tan profunda como en reformas anteriores, pues la adopción de las nuevas normas internacionales tendrá un alcance limitado. En cualquier caso, la fecha prevista de entrada en vigor es para ejercicios que cierren a partir del 1 de enero de 2020.

Todo lo anterior, nos hace plantear cuestiones tales como:

  • ¿No se debería aislar, al menos parcialmente, la regulación contable de las PYMES de las que aplican ya las NIIF?
  • Y si lo anterior no se quiere, ¿por qué no adaptarnos directamente a la conocida como NIIF para las Pymes, norma internacional más estable y simplificada que el cuerpo completo de las NIIF?

Cuestiones controvertidas que merecerán comentarios específicos.

ComparteShare on Facebook10Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0
Antonio Barral

Antonio Barral

Antonio Barral es Doctor en Ciencias Jurídicas y Empresariales. Auditor de cuentas inscrito en el ROAC. Profesor del Departamento de Economía Financiera y Contabilidad y Director del Máster Universitario en Auditoría y Finanzas.

One thought on “Proyecto nuevo Plan General de Contabilidad

  1. Unas pistas muy oportunas.
    Este cambio preveo que tenga un efecto moderado, otra cuestión será cuando se estudie qué hacer con la norma internacional de arrendamientos.
    Espero que en este proceso de revisión del PGC se incorpore la actualización del marco conceptual, pues el IASB ha hecho un trabajo muy bueno en materia de conceptos, que ha vivido su última etapa en este 2018, y que ha dejado unas bases clarificadoras y sólidas.
    Enhorabuena, Antonio por la nota

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *