Deterioro Cognitivo Leve: entre el envejecimiento sano y la demencia

Deterioro cognitivo leve

La demencia (del latín, de: “sin” y mens: “mente”) es un síndrome clínico, neurodegenerativo, que de manera progresiva conlleva un deterioro cognitivo y funcional [1], es decir, del desempeño de la persona en sus actividades de la vida diaria.

Ésta es una de las causas más importantes de discapacidad entre las personas mayores, con gran impacto no sólo sobre la persona que la padece, también sobre sus cuidadores.

En Europa, la prevalencia de demencia es del 7% en mayores de 60 años, dato que incrementa conforme se avanza en edad, de forma que entre los 80-85 años la prevalencia alcanza el 30% [2]. Además, se ha estimado que de aquí a 2050, el porcentaje de personas mayores e 65 años prácticamente se habrá duplicado (17% en 2012, frente a un 30% estimado en 2050) [3].

deterioro cognitivo leve
El Deterioro Cognitivo Leve se encontraría en el espacio intermedio, entre el deterioro cognitivo asociado a la edad (“normal”) y la demencia.

En este contexto surge el concepto de Deterioro Cognitivo Leve (DCL), motivado por el interés por detectar aquellas personas que puede que desarrollen una demencia, a fin de intervenir de manera temprana.

Criterios para determinar el Deterioro Cognitivo Leve

Desde que fue acuñado por Petersen et al [4], el concepto de Deterioro Cognitivo Leve ha sido revisado en diversas ocasiones con el fin de operativizarlo de cara a la práctica clínica. Así, se ha propuesto que el DCL englobaría a las personas que presenten los siguientes criterios [5, 6]:

-Quejas subjetivas de sus problemas cognitivos, expresadas por el paciente o por un informador (por ejemplo, un familiar).

-El informador constata antecedentes de deterioro cognitivo y funcional durante el año anterior, en relación a las capacidades previas del paciente.

-Demostración de DCL mediante evaluación cognitiva (neuropsicológica): deterioro de la memoria o alteración de otras funciones cognitivas (lenguaje, atención, función ejecutiva, etc.).

-Ausencia de repercusiones funcionales en sus actividades de la vida diaria, aunque pueden presentar dificultades en actividades instrumentales complejas, como conducir un coche o sacar dinero del banco. (Éste sería el criterio básico en el diagnóstico diferencial con la demencia).

-No cumplen criterios de demencias.

Diagnóstico precoz del Deterioro Cognitivo Leve

Si bien se estima que en torno a un 5-10% de los pacientes diagnosticados con DCL evolucionarán a demencia por año, en estudios de seguimiento a 10 años se ha demostrado que muchos no la desarrollarán [7].

En definitiva, la evaluación neuropsicológica es una herramienta clave para el diagnóstico precoz y diferencial del DCL y la demencia, que nos permitirá determinar el tipo y gravedad de deterioro cognitivo, así como la repercusión de éste en las actividades de la vida diaria de la persona.

 

REFERENCIAS

[1] Prince M, Bryce R, Albanese E, Wimo A, Ribeiro W, Ferri CP. (2013).The global prevalence of dementia: a systematic review and metaanalysis. Alzheimers Dement; 9 (1): 63-75.e2.

[2] OECD/EU (2014). “Dementia prevalence”, in Health at a Glance: Europe 2014, OECD Publishing, Paris.

[3] World Health Organization. (2013). The European health report 2012: Charting the way to well-being. Geneve. Available: http://www.euro.who.int/__data/assets/pdf_file/0003/184161/The-European-Health-Report-2012,-FULL-REPORT-w-cover.pdf. Accessed 20 April, 2016.

[4] Petersen RC, Smith GE, Waring SC, et al. Mild cognitive impairment: clinical characterization and outcome. Arch Neurol 1999; 56: 303-8.

[5] Winbland B, Palmer K, Visser PJ, et al. (2004). Mild cognitive impairment- beyond controversies, towards a consensus. Report of the International Working Group on Mild Cognitive Impairment. J Int Med; 256:240-6.

[6] Porter F, Ousser PJ, Visser PJ, et al. (2006). Mild cognitive impairment (MCI) in medical practice: a critical review of concept of a new diagnostic procedure. Report of the MCI Working Group of the European Consortium on Alzheimer’s Disease. J Neurol Neurosurg Psychiatry; 77: 714-8.

[7] Mithchell AJ, Shiri-Feshki M. (2009). Rate of progression of mild cognitive impairment to dementia –meta-analysis of 41 robust inception cohort studies. Acta Psychiatr Scand; 119: 252-65.

Bárbara Postigo

Bárbara Postigo

Neuropsicóloga. Becaria predoctoral en la línea de investigación de “Análisis psicobiológico de las disfunciones cognitivas a lo largo del ciclo vital”. Departamento de Psicología de la Universidad Loyola Andalucía. Human Neuroscience Lab.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>