Noticias

Sevilla

Córdoba

Los investigadores Juan Plaza, Milagrosa Sánchez Martín y Javier Lozano Delmar, autores del estudio

Los fans españoles consideran una experiencia el consumo de contenidos audiovisuales de ficción

La Universidad Loyola a través del Departamento de Comunicación y Educación ha publicado recientemente un estudio que ha definido cuatro comportamientos asociados al tipo de espectador más adepto a series de televisión y películas en España. Estos factores propios del público aficionado al consumo de ficción analizados son: la experiencia, el conocimiento, el coleccionismo y el visionado.

Los investigadores Javier Lozano, Juan Plaza y Milagrosa Sánchez Martín, pertenecientes al grupo de investigación Comunicación Positiva y Cultura Digital, son los autores que han demostrado que los fans de series y películas a través de distintas plataformas se reconocen más como partícipes de una experiencia que llevan más allá del contenido y que experimentan la necesidad de investigar más acerca de lo visionado. Es decir, el fan vive el consumo de una forma activa, participativa y experiencial, explorando y aprendiendo acerca de la historia y el universo, coleccionando material relacionado y con un visionado fiel y constante.

El trabajo denominado “An Approach to Defining the Identity of a Media Fan” publicado en la revista Palabra Clave no advirtió diferencias en los niveles de fans en función de diferencias sociodemográficas de la muestra de población seleccionada para el estudio. Tampoco se advirtieron diferencias en base al sexo, nivel de estudios o edad de los encuestados. Con esto se demuestra que la identidad de un fan no se corresponde con la imagen habitual de joven estudiante con mucho tiempo libre, sino que se trata de un concepto aplicable a cualquier ámbito sociodemográfico.

El objetivo del estudio es contribuir a la producción científica relacionada con los estudios de medios de comunicación y espectadores, analizando y definiendo en este caso el perfil de la audiencia más entusiasta de contenidos de ficción en el caso de España. Para ello, los científicos han utilizado una metodología cuantitativa en base a una serie de cuestionarios realizados a una muestra de población de un total de 1.003 personas españolas que cumplían con los criterios de ser espectadores habituales de películas y series de televisión seleccionada en base a diferentes criterios sociodemográficos: sexo, edad, ocupación y educación. En base a esto han tratado de explorar qué características comparten los espectadores que se autodefinen como fans, así como la existencia de diferencias en función de diversas variables.

Ser fan es ser partícipe de una experiencia

Según las cuatro variables analizadas en la muestra de población mencionadas anteriormente, la experiencia fue la más relevante en el estudio, ya que según afirma el investigador principal del estudio, Javier Lozano Delmar: “Los encuestados coincidían mayoritariamente en que sentían fans de una serie de televisión o una película cuando se sentían partícipes de esa experiencia y eran capaces de involucrarse de tal manera que buscaban más información en Internet e incluso participan y generan contenido en las redes”. El resto de variables analizadas como el conocimiento, también fueron muy reconocidas por los encuestados que se autodenominaban fans, relacionada esta variables con el deseo de investigar más allá del contenido, buscar más historias parecidas, secuelas, etc. El visionado repetitivo o el coleccionismo a partir de un contenido fueron otras variables analizadas en los encuestados que tuvieron menor seguimiento.

Teniendo en cuenta el estudio, el fan español de contenidos de ficción puede definirse como un espectador al que le gusta y aprecia lo que está viendo, y esa apreciación se traduce en cuatro comportamientos. Según indica Lozano Delmar: “Lo interesante aquí es que estos ítems definen al fan con acciones más vinculadas con la participación que con la producción de contenidos como tal. Así, los ítems Experiencia y Conocimiento son los que mayor puntúan en la escala indicando el interés de los fans por profundizar en las narrativas de una forma inmersiva”.

El diccionario de la Real Academia Española (RAE) define a un fan como un admirador o seguidor de alguien o un entusiasta de algo. Se trata de un término utilizado frecuentemente en el ámbito coloquial, pero que desde principios de los años 90 pasó a analizarse en los ámbitos académicos siendo objeto de numerosos estudios. Los análisis más relevantes han tratado de definir el rol que ejercen los más adeptos a los contenidos audiovisuales como público más activo. El papel de este tipo de audiencias más entusiastas que el resto está comúnmente relacionado con experiencias de placer y análisis exhaustivo de los contenidos y definido desde múltiples perspectivas más emocionales y/o intelectuales. Estos estudios son bastante útiles para los creadores a la hora de elaborar contenidos que atiendan a las características de este tipo de público más fiel.

Los resultados obtenidos de este estudio facilitan a los investigadores hacer nuevos estudios en otras comunidades de fans, como por ejemplo en el ámbito deportivo, o en otros países o contextos culturales. En futuros trabajos, los investigadores pretenden ahondar más en las variables seleccionadas e incluso aumentar las características a analizar, e incluso extender la muestra a otros países con el fin de conocer cada vez de manera más exhaustiva el comportamiento de los fans.

Referencia:

Lozano, J., Plaza, J. F. & Sánchez, M. (2020). An approach to defining the identity of a media fan. Palabra Clave, 23(2), e2323.

Doi: https://doi.org/10.5294/pacla.2020.23.2.3

Autor

María Victoria Mendoza

Periodista de temas científicos del Servicio de Comunicación, Relaciones Institucionales y Marketing de la Universidad Loyola. mvmendoza@uloyola.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *