Noticias

Sevilla

Córdoba

Investigadores de la Universidad Loyola trabajan en el desarrollo de nuevos procesos de almacenamiento de energía y captura de CO2

Carlos Ortiz, investigador del Departamento de Ingeniería de la Universidad Loyola y miembro del grupo de investigación Materiales y Sostenibilidad, está trabajando en el desarrollo de procesos que den una respuesta conjunta y sinérgica a retos planteados para descarbonizar el sector energético -captura de CO2 y almacenamiento de energía renovable-. Su principal línea de estudio es el proceso químico y cíclico llamado Calcium-Looping (CaL), el cual consiste en la calcinación-carbonatación multicíclica del Carbonato de Calcio (CaCO3), constituyente en un 90-99% en la piedra caliza. Mediante este proceso se alternan de manera cíclica el almacenamiento y la liberación de energía térmica, así como la captura y el almacenamiento de CO2.

Según el investigador principal del estudio, Carlos Ortiz: “Este proceso presenta una interesantísima particularidad en cuanto a su potencial aplicación, y es que cuenta con características ideales para su integración como sistema de captura de CO2 en plantas de combustibles fósiles y como sistema de almacenamiento termoquímico de energía en plantas solares así como con otras fuentes renovables”. Es decir, este proceso puede ser aplicado, bajo diferentes condiciones de operación, para resolver dos de los principales retos del futuro escenario energético: La captura de CO2 y el almacenamiento  de energías renovables. Este proceso se basa en el uso de caliza (mayoritariamente compuesta por CaCO3) como materia prima, uno de los materiales más abundantes en la Tierra. Esto implica un bajo coste del material y una elevada sostenibilidad.

La caliza, posible elemento clave del nuevo escenario energético

La caliza, uno de los materiales más abundantes de la tierra, puede convertirse en un elemento clave en el nuevo escenario energético a nivel mundial. Dos de las principales líneas de investigación propuestas para la necesaria descarbonización del sector energético son la implantación masiva de sistemas de energías renovables y la captura de CO2 en plantas basadas en combustibles fósiles.

En el recientemente publicado artículo “Scaling-up the Calcium-Looping Process for CO2 Capture and Energy Storage” publicado en la revista Powder and Particle Journal los científicos realizan una revisión crítica de la tecnología identificando los aspectos claves para su desarrollo a escala industrial, lo que permitiría su implantación masiva. La integración de energía solar concentrada en el reactor endotérmico de calcinación es actualmente el principal reto tecnológico de los investigadores que participan en este estudio.

Este estudio se enmarca dentro del proyecto SOCRATCES, liderado por la Universidad de Sevilla y en el que el investigador de la Universidad Loyola colabora como experto en la tecnología. El proyecto está basado en el desarrollo de este innovador concepto de almacenamiento de energía termoquímico a partir de caliza. Fruto del estudio llevado a cabo en los últimos meses, durante el segundo semestre de 2020 se construirá en Sevilla una planta de demostración única en el mundo. La instalación permitirá identificar retos y oportunidades del proceso de cara a una potencial expansión a gran escala de esta prometedora tecnología.

El CO2 es el gas efecto invernadero más conocido. La acumulación de este gas en atmósfera es uno de los principales problemas de nuestro tiempo, ya que supone la principal causa del calentamiento global. De este modo, abordar proyectos científicos que permitan la captura y posterior valorización de este gas constituye uno de los grandes retos de nuestro tiempoLa Agenda 2030 contempla en sus 17 objetivos de Desarrollo Sostenible el Objetivo número 13 relacionado con  ‘Adoptar medidas urgentes para combatir el cambio climático y sus efectos’, por lo que el presente proyecto se alinea con este plan de acción global en favor de las personas, el planeta y la prosperidad.

Conscientes del reto y la responsabilidad que la incorporación de la Agenda 2030 supone, la Universidad Loyola, a través de la Comisión de Desarrollo, formuló en 2019 una propuesta para la incorporación de la agenda 2030 en la universidad, lo que implica abordarlo de forma transversal en las políticas universitarias, así como integrar la Agenda en los distintos ámbitos de acción de la universidad: la formación, la investigación y la extensión universitaria.

Referencia

Carlos Ortiz, José Manuel Valverde, Ricardo Chacartegui, Luis A. Pérez-Maqueda, Pau Gimenez-Gavarrell. Scaling-up the Calcium-Looping Process for CO2 Capture and Energy Storage. KONA Powder and Particle Journal

Noticias relacionadas

Autor

María Victoria Mendoza

Periodista de temas científicos del Servicio de Comunicación, Relaciones Institucionales y Marketing de la Universidad Loyola. mvmendoza@uloyola.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *