La Inmaculada de Alonso Cano

Por el 9 diciembre 2015
Inmaculada Concepción de la Iglesia de San Julián de Sevilla
Pie de foto +

En la Iglesia de San Julián, de Sevilla, está una de las imágenes de la Inmaculada Concepción más bellas de esta ciudad.

Se libró increíblemente del incendio de esta iglesia en 1932, y es una de las representaciones más significativas del misterio de la Inmaculada Concepción, en Sevilla. Ha sido siempre atribuida a Alonso Cano (1601-1667).

Imagen atribuida a Alonso Cano

Este gran artista del siglo XVII español, que destacó como escultor, pintor, arquitecto, grabador, etc. nació en Granada, y en 1614 se trasladó a Sevilla; dos años más tarde entró como aprendiz en el taller del pintor Francisco Pacheco, donde debió coincidir con Velázquez.

Más tarde entró también a trabajar con Martínez Montañés, cuya influencia aparece claramente en esta imagen de la Inmaculada, hasta el punto que haya sido atribuida algunas veces a Montañés. Como en 1638, el Conde-duque de Olivares le llama a la corte en Madrid, es muy probable que esta imagen de la Inmaculada fuera realizada por Alonso Cano antes de 1638 , fecha en que trabajó en Sevilla.

Inmaculada Concepción de Alonso Cano en SevillaEl estilo idealista y reposado que Alonso Cano muestra en sus obras aparece en esta Inmaculada. El hecho de que haya colocado solamente dos cabezas de ángeles a los pies de la Virgen, y la misma descripción de estas cabezas, parece un punto clave para determinar la autoría de Alonso Cano, ya que en las Inmaculadas de Montañés suelen aparecer más frecuentemente una o tres cabezas de ángeles.

En cualquier caso, es una obra muy parecida a la imagen de la Inmaculada que hay en el altar mayor de la Parroquia de San Andrés, de Sevilla, que es atribuida a Martínez Montañés. Todas estas esculturas de la Inmaculada que existen en Sevilla son de una belleza singular y con caracteres definidos de la escuela sevillana.

Cuando Alonso Cano marcha a Granada en 1652, realiza un tipo de imágenes de la Virgen inconfundible, con la túnica y el manto recogidos por la parte baja, como en la famosa de la sacristía de la Catedral de Granada que hizo en 1654.

Fernando García S.J.

Fernando García S.J.

Jesuita. Licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad de Barcelona. En 1956 marcha a Japón, en donde es profesor de Historia del Arte Oriental en la Universidad Sophia (Jochi Daigaku) de Tokio. Es Académico Numerario de la Real Academia de Bellas Artes de Santa Isabel de Hungría de Sevilla, y Académico Correspondiente de la de Bellas Artes de Cádiz y de la Real Academia San Dionisio de Ciencias, Artes y Letras de Jerez. En 1993 le fue concedida por el Emperador de Japón la cruz de la "Orden del Tesoro Sagrado, con distintivo de Rayos Dorados y Rosetas". En la actualidad es Delegado Diocesano del Patrimonio Histórico-Artístico de Sevilla.

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>