Gabriel Ferrero en la Biblioteca del Campus de Córdoba

Gabriel Ferrero: “Todos los ODS son importantes pero destacaría el de erradicar la pobreza en todas sus dimensiones”

Gabriel Ferrero, Asesor para la Agenda 2030 del Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación de España (MAEC), ha sido el encargado de inaugurar en la Universidad el seminario permanente ‘Contribuyendo desde la universidad a la consecución de los ODS desde su misión investigadora’. Dos años después de que se aprobara la Agenda de Desarrollo Sostenible en la ONU, con el compromiso de España de cumplirla, nuestro país el próximo mes de julio se presentará a Examen Voluntario ante las Naciones Unidas. En septiembre de 2017 se creó el Grupo interministerial de Alto Nivel presidido por el ministro del MAEC, que es el encargado de coordinar la implementación de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible en España.

El Grupo ya ha iniciado los trabajos de preparación de un Plan de Acción para la Agenda 2030 de España, que será uno de los instrumentos fundamentales para hacerla realidad y elemento central del Examen Nacional Voluntario. El Grupo de Alto Nivel ha pedido asesoramiento a la Universidad Loyola y a la Fundación ETEA, como ya informamos en LoyolaAndNews, que será desarrollado por un grupo de docentes e investigadores liderado por la profesora del Departamento de Estudios Internacionales Mª Luz Ortega Carpio y del que forman parte las profesoras Ana Hernández Román y Gloria Martinez Cousinou.

Pregunta (P): ¿Lograremos tener para el 2030 un mundo sostenible?

Respuesta (R): Como mínimo más sostenible, yo confío en que se alcancen los objetivos de desarrollo sostenible, tienen un horizonte muy alto pero está claro que se va avanzar mucho.

(P): Entre los objetivos qué se establecen, ¿cuál destacarías?

(R): Los diecisiete son igual de importantes porque si quitas alguno, el resto no se pueden alcanzar. Pero a pesar de eso, creo, que el número uno, que es erradicar la pobreza extrema y la pobreza en todas sus dimensiones y en todos los lugares, destaca sobre todos los demás. Es el que tiene a las personas en el centro.

(P): Lo has dicho anteriormente, es una agenda muy ambiciosa, ¿es factible poder cumplirla?

(R): Sí que es ambiciosa pero sin ambición la gente no se mueve, una ambición que motive. No se puede predecir si se podrá cumplir en su totalidad, a pesar de la tecnología, de los conocimientos que poseemos y que son aplicables. Pero la ambición de alcanzarlos tiene que movernos y posibilitarlos.

(P): Y para conseguirlos ¿quién se tiene que implicar, qué herramientas hay que usar?

(R): Se tienen que implicar todas las instituciones, todos los actores públicos, privados, universitarios, del ámbito de la educación, de las empresas, todas las administraciones y las Naciones Unidas, por supuesto, en todos los niveles. Ninguno de estos actores puede hacerlo en solitario, tienen que trabajar juntos si no, es imposible.

“ETEA y Loyola se han distinguido siempre por su compromiso con aquellas políticas públicas que más impacto tienen en mejorar la situación de las personas y su entorno, aquí y en otros países, y en ayudar a los más desfavorecidos”.

(P): ¿Y España? ¿Cómo está implicándose?

(R): Como todos los países España tiene aún mucho por hacer. Como he dicho los objetivos son muy ambiciosos, unos más que en otros y también lo son algunos objetivos más en unos países que en otros. Para hacer solo dos años de la entrada en vigor de la Agenda, los países han dado pasos muy fuertes y España también lo ha hecho. Todos, en mayor o menos medida, unos un poco más, otros menos, a todos los niveles, se están moviendo. Hay ciudades grandes, pequeñas, pueblos que han tomado la Agenda como una apuesta de futuro para sus sitios y hay Comunidades Autónomas que ya los han incorporado en su plan de gobierno. El propio Gobierno de España también ha dado pasos importantes, en julio se presentará a Examen Voluntario ante las Naciones Unidas y ha constituido un Grupo de Alto nivel para la coordinación entre todos los ministerios, presidido por un ministro y covicepresidido por dos ministros. En fin, son pasos muy decididos y para julio espera tener ya un Plan de Acción concreto para la implementación de la Agenda.

(P): Hablamos de objetivos sostenibles y parece que todo gira en torno a gobiernos, instituciones… Pero ¿qué papel juegan en su consecución los ciudadanos?

(R): Los objetivos de desarrollo sostenible se hacen realidad en las personas, en las familias, en las parejas, en la manera de relacionarse con el mundo y desde ahí hacia arriba, no solo desde arriba hacia abajo. En los barrios, en los pueblos, en las empresa en las que trabajamos, en las universidades donde impartimos clase…allí donde estemos, la acción de cada uno es lo que va a hacer realidad la Agenda. Sin un liderazgo de las autoridades no es posible, solo con la acción individual tampoco se puede lograr pero la conjunción de los dos si que puede cambiar mucho las cosas.

(P) ¿Cómo valorarías el trabajo de asesoramiento que está realizando el equipo de investigadoras de Loyola?

Es muy positivo, primero porque trabajamos con la Universidad que siempre garantiza trabajar con las políticas públicas y con la generación de conocimiento y evidencias y también, en particular, la Universidad Loyola está haciendo un trabajo impresionante como es propio de su trayectoria. La Universidad Loyola -y la antigua ETEA- se han distinguido siempre por su compromiso con aquellas políticas públicas que más impacto tienen en mejorar la situación de las personas y su entorno, aquí y en otros países, y en ayudar a los más desfavorecidos.

 

 

Autor

Nuria López

Periodista del Servicio de Comunicación y Relaciones Institucionales de la Universidad Loyola Andalucía. nlopez@uloyola.es Twitter: @Nurialsanchez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Calendario de eventos