Fronteras que aterran

Desde enero de 2015, se estima que 2.000 personas han muerto en el mar Mediterráneo mientras intentaban llegar a Europa. Decenas más sufren lesiones importantes en el intento de cruzar la frontera entre la ciudad marroquí de Nador y el enclave español de Melilla. Muchas de las víctimas son menores de edad no acompañados. Fue esta desesperada situación lo que movió a los delegados sociales de la Compañía de Jesús en Europa para realización su reunión anual en Nador. A la luz de lo que presenciaron, han emitido el siguiente comunicado.

Esta declaración la firmamos jesuitas y colaboradores de toda Europa comprometidos en la promoción de la justicia social. Nos reunimos aquí precisamente porque estamos llamados a ir a las fronteras, sobre todo cuando el sufrimiento de la gente es más evidente. Elegimos estar aquí para expresar nuestra solidaridad con el equipo local de los jesuitas que trabajan en Nador. Las fronteras entre el norte de África y el sur de Europa son fronteras de sufrimiento, violencia y violaciones de los derechos humanos. La valla de seguridad fuertemente armada entre Nador y Melilla es un trágico subproducto de la “Fortaleza Europa”.

Estamos preocupados por la vulneración de derechos básicos en este en esta encrucijada, lo cual queda demostrado por el aumento del uso de la fuerza física de manos de los cuerpos de seguridad. Junto con el sufrimiento, hemos sido testigos de la compasión y la solidaridad de los hombres y mujeres de todas las religiones y nacionalidades, unidos por su compromiso de apoyar a estos jóvenes inmigrantes africanos. Nos hemos sentido particularmente conmovidos por la atención que se brinda a las mujeres víctimas del tráfico de personas.

Como resultado de nuestra reunión, nos comprometemos a:
·         Renovar nuestro compromiso de acompañar y servir a nuestros hermanos y hermanas en su sufrimiento.
·         Seguir fomentando sólo las políticas de migración y asilo en la Unión Europea que promuevan la dignidad de los seres humanos, incluidas las víctimas de la trata de personas.
·         Estimular una mayor investigación de las causas fundamentales de la migración.
·         Promover la responsabilidad global y la acción como la única respuesta viable a esta tragedia humanitaria.
Además de reforzar nuestro compromiso actual con los migrantes en Europa, expresamos nuestro deseo de aumentar la colaboración con los jesuitas en África en respuesta a los desafíos planteados por las fronteras.

Delegados Sociales Europeos Compañía de Jesús, Nador, 2015

Autor

Loyola And News

Servicio de Comunicación y Relaciones Institucionales de la Universidad Loyola Andalucía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Calendario de Eventos

« diciembre 2017 » loading...
L M X J V S D
27
28
29
30
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31