Noticias

Sevilla

Córdoba

Cristina Montaner Rodríguez en el colegio SAFA - Blanca Paloma.

Cristina Montaner: «En Loyola nos enseñan a ser los mejores profesionales para hacer mejores a los alumnos»

Cristina Montaner Rodríguez se define a sí misma como una persona sincera, honesta, proactiva, polivalente, organizada, comprometida con su trabajo e involucrada en sus responsabilidades, a la que le apasionan los nuevos retos y la superación. Diplomada en Ciencias Empresariales en la Universidad Pablo Olavide de Sevilla y con un Master Oficial de Gestión Administrativa y un MBA, Cristina quiso superarse y afrontó un reto nuevo: dedicar su futuro al ámbito de la Educación. Alumna del Máster Universitario en Formación del Profesorado de Educación Secundaria Obligatoria, Bachillerato, Formación Profesional y Enseñanza de Idiomas de Loyola Másteres, actualmente se encuentra realizando sus prácticas profesionales en el colegio SAFA – Blanca Paloma.

(P): ¿Por qué decidiste dedicarte a la Educación, a formar a los demás?

(R): Cuando estaba en el instituto quería ser profesora, al final me dediqué a la administración en empresa privada, me gusta mi profesión, pero tenía esa espinita clavada. Este año tenía más tiempo para dedicarle a mi formación y era el momento perfecto para estudiar. Siempre tuve vocación por la enseñanza, transmitir valores, conocimientos, ayudar en el crecimiento y decisiones de los estudiantes, ver como mejoran y, por supuesto, aprender yo cada día algo nuevo. La Educación es una puerta clave para ayudar a otros a encontrar su propósito en la vida, seguramente muchos sepan a qué profesión se quieren dedicar, pero no tienen tan claro como quieren contribuir a la sociedad y el profesorado tiene un papel muy importante en ello.

(P): ¿Por qué elegiste Loyola Másteres, qué valores crees que lo diferencian de otros sitios de formación?

(R): Sinceramente, Loyola no era mi primera opción. Lo intenté en la universidad pública que es difícil tener plaza, pero me alegra no haberla conseguido y estar aquí, en Loyola Másteres. Tengo amigos en otras universidades y ¡no hay comparación! El servicio en general de Loyola es excepcional, se nota la pasión que tienen por su trabajo. Los profesores hacen que el máster sea muy dinámico y muy enfocado a la pedagogía y en enseñarnos a ser los mejores profesionales para hacer mejores a los alumnos.

(P): ¿Cómo te sientes trabajando en el colegio de SAFA – Blanca Paloma, cómo es tu día a día?

(R): Cuando me ofrecieron ir a SAFA – Blanca Paloma a hacer las prácticas curriculares, me lo presentaron como un reto por la localización y el alumnado que me pudiera encontrar, pero ¡estoy encantada con mi colegio! No podía haber dado con un sitio mejor. A mi tutor tengo que agradecerle todo lo que está haciendo por mí, me está enseñando muchísimo. Es un gran muy profesional y es empático con sus alumnos, se hace respetar, pero desde el cariño. A los alumnos les gusta como imparte sus clases porque es creativo, motivador, se implica y se nota la ilusión con la que hace su trabajo. La verdad tanto profesorado como director y personal de apoyo son atentos conmigo y de cada uno me llevaré algo aprendido. En el colegio ayudo a mi tutor con algunas asignaturas de FP Básica, imparto yo sola algunas sesiones, me da libertad para ello y si quiero introducir alguna actividad distinta, por él encantado. También estoy en las aulas de apoyo con alumnos de secundaria que tienen dificultades con matemáticas. Creo que he conectado muy bien con los alumnos de FPB, son unos niños estupendos, trabajadores, nobles, respetuosos… me levanto con ganas de ir cada día y ver qué anécdota añadiré a mi lista de momentos bonitos de esta experiencia. Todavía no me he ido y ya los echo de menos.

(P): ¿Te ayuda lo aprendido en Loyola en tu día a día, has podido aplicar algo?

(R): Por supuesto que me ayuda lo aprendido en Loyola, no podría llevar a cabo esto correctamente sin los valores y conocimientos adquiridos cada día en el máster. Además, los profesores que tenemos en el máster están en activo en distintos colegios y ellos son los que mejores ejemplos han puesto a muchas de las situaciones que nos podemos encontrar en los centros.

(P): ¿Cómo valoras al Servicio de Carreras Profesionales de la Universidad Loyola?

(R): Bajo mi punto de vista, hacen un gran trabajo. En el caso del Máster Universitario en Formación del Profesorado, la persona que nos apoya es Pedro Iglesias. Siempre está ahí para ayudarnos, propone reuniones para resolver dudas, guiarnos, se interesa por cómo vamos… Además, durante el curso, organiza visitas a centros docentes para conocerlos, que nos conozcan y resolver nuestras inquietudes. Se preocupa por hacerlo lo mejor posible. Él fue quien me propuso ir a SAFA Blanca Paloma donde nunca habían llevado a alumnos de Loyola (tengo el honor de ser la primera) y cuando lo llamé para contarle lo feliz que estaba en el centro ¡se emocionó más que yo! Eso es de ser un gran trabajador y persona.

(P): ¿Qué le dirías a una persona que está dudando si hacer un Máster con nosotros o no?

(R): Le diría que, si tiene la oportunidad, eligiera Loyola Másteres sin dudarlo. Es una gran inversión, pero seguro que va a disfrutarlo tanto como mis compañeros y yo. He conocido a grandes personas en Loyola, tengo unos compañeros estupendos, eso también ayuda mucho en este tipo de máster, este año somos un grupo numeroso, 26 personas, nos llevamos muy bien y sé que los mantendré en el tiempo gracias a que Loyola hace que la experiencia sea cómoda e inolvidable.

Autor

Francisco Javier Burrero

Periodista del Servicio de Comunicación y Relaciones Institucionales de la Universidad Loyola Andalucía. fjburrero@uloyola.es Twitter: @javierburrero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *